Primer Viernes de Marzo

Envío y proyección de energía universal, sana lo negativo del año astrológico que termina, alinea centros psíquicos, limpia el aura, abre caminos de progreso, asienta los objetivos, crea y mantiene protección contra energías cósmicas de bloqueo, aumenta energía positiva, mejora las relaciones, convoca oportunidades de crecimiento espiritual y material. El año astrológico empieza el primer viernes de marzo que es la antesala de la entrada de la Primavera.

Escribir comentario

Comentarios: 0